Los peligros de pensar #1

Posted on noviembre 29, 2010

1


Las palomas cagan en la calle. Eso es un hecho. Van volando por ahí y así sin más… ¡zas!… mierdazo. Pero claro… pensando un poco… esto lo hacen porque van por el aire, y nadie les puede decir nada.

Si vas caminando por la calle y te pones a hacer tus necesidades en medio de la acera alguien (seguramente) te dirá algo, y no digamos nada si le cagas a ese alguien en la cabeza; hay que tener puntería, eso sí.

https://i1.wp.com/www.govoid.es/wp-content/uploads/2009/09/palomas-mensajeras.jpg

Pero las palomas vuelan, así que nadie puede decirles nada, una vez que has notado el impacto éstas ya se encuentran en otro lugar. Impunes. Es difícil ver a alguien al que le ha cagado una paloma corriendo detrás para ponerla a disposición de la justicia. Obviando que, además, es complicado distinguir una paloma de otra, a la hora de denunciar (en una rueda de reconocimiento por ejemplo) un humano no es capaz de encontrar las suficientes diferencias  para señalar a la infractora. Aparte de que la memoria de testigos no es del todo fiable.

Más información sobre la memoria de testigos, aquí. Bueno, en el enlace. Eso de ahí de azul.

Anuncios